TOP 3 del verano para cuidarnos. ¿Quieres conocerlos?

Aire libre, días de sol, relax, brisa marina y tiempo para nosotras. El verano es lo más parecido a la felicidad. Yo siempre he deseado vivir en un eterno verano… ¿Y vosotras? Hoy os descubro tres productos que utilizo habitualmente durante el período estival: al aire libre, en casa y en la rutina urbanita del día a día.

  • Bajo el sol. Desde siempre me ha atraído la piel suave y satinada de las mujeres de la Polinesia. El secreto de su dermis reside en el excepcional patrimonio vegetal de la isla de Tahití y en el encanto de sus flores de tiaré. Con el mayor respeto a sus tradiciones se elaboran los productos de Polysianes. Desde que los descubrí se han convertido en un indispensable de mi maleta. Además de una fragancia maravillosa tienen texturas únicas y utilizan monoï, morinda y vitamina E para cuidar nuestra piel. El monoï es el alma de Tahití y también se conoce como el oro de la Polinesia. Desde hace siglos los nativos transmiten su conocimiento sobre las cualidades de este aceite sagrado obtenido mediante la maceración de las flores de tiaré en aceite de copra. Se necesitan doce flores frescas por litro de aceite de copra. A continuación, durante 24 horas, el monoï se decanta, se filtra y se enriquece con antioxidantes. Este ritual de belleza se transmite de generación en generación. ¿Y la vitamina E? Posiblemente ya sabéis que resulta una buena aliada para protegernos contra las agresiones externas y ralentizar el envejecimiento cutáneo. Por último, os descubro el tercer ingrediente clave, la morinda: el fruto de esta pequeña planta polinesia es utilizada por los isleños como analgésico. Cuenta con un alto poder antiradicales libres para proteger la piel del sol.
  • ¿Mis productos favoritos de Polysianes? Sus aceites, especialmente el seco y el gel nacarado al monoï.

  • En la terraza o el jardín. ¡No hay verano sin sangría! Por eso os quiero contar uno de mis últimos descubrimientos para prepararla en casa casi como un profesional de la hostelería con el kit de la marca Toque.  Incluye jarra y grifo dispensador para poder servirla en cualquier momento, un sobre de panela especiada (hecha con azúcar de caña natural aromatizada con canela, jengibre, macis, anís estrellado, naranja sanguina y lima) y una selección de especias y frutas como canela cassia, anís estrellado, fresa y manzana liofilizadas y rodajas de naranja sanguina y lima deshidratadas mediante un innovador proceso que mantiene intactas las características de los cítricos frescos.
  • Y ahora os desvelo el secreto para preparar una buena sangría casera: dos o tres cucharadas de panela por botella de vino, remover bien, añadir la misma medida de zumo o refresco de naranja que de vino, agregar una pizca de ginebra o ron y terminar incorporando los hielos y la selección de especias y frutas del kit. Después solamente resta… ¡brindar!

  • De paseo por la ciudad. ¿Sabéis que en Asia son las mujeres coreanas las que están a la vanguardia en productos y tratamientos de belleza? Esa fue una de las razones por las que me fijé en Lagom, la firma cosmecéutica número uno en Corea. Y es que durante el periodo estival no solo debemos cuidar la piel en la playa. La radiación ultravioleta, el calor excesivo, el aire acondicionado, el cloro y los químicos en las piscinas también son nocivos para nuestra salud dermatológica. Por eso debemos prestar más atención a la rutina de nuestros cuidados diarios. Incluso en la ciudad. Por eso siempre llevo en el bolso un spray en bruma durante las semanas de máximas temperaturas para tonificar, refrescar, oxigenar y proteger. El Mist Toner de Lagom es el aliado anti-polución por excelencia para las urbanitas como yo. Y, además, entre sus ingredientes está el té verde, el aliado perfecto tras la exposición solar por sus propiedades calmantes.
  • Un consejo. Su gel para protegernos del sol también está genial.